Cuidados para el cutis normal

Cuidado cutis normal

Trata de usar con regularidad limpiadoras, tónicos y humectantes suaves. Realiza exfoliaciones cada semana para que tu cutis luzca maravilloso. En casa puedes realizar este tipo de productos para que tu rostro permanezca lindo todo el tiempo sin gastar mucho dinero, recuerda que los aceites esenciales son beneficiosos para todo tipo de piel.

Limpiadora de yogurt
1 fresa fresca
1 cucharada de yogurt
1 gota de aceite esencial de lavanda

Vuelve la fresa puré y mézclala con el yogurt. Añade el aceite y mezcla todo muy bien. Tu rostro debe estar libre de maquillaje, mójalo un poco con agua tibia y aplica la mezcla dando un suave masaje durante un minuto. Déjalo 5 minutos en tu rostro y luego retira con agua tibia.

Loción herbal limpiadora
60 ml de extracto de hamamelis
60 ml de agua de rosas
1 cucharadita de flor de saúco
1 cucharadita de caléndula
1 cucharadita de manzanilla
60 ml de glicerina vegetal

Deja el hamamelis y el agua de rosas en una jarra de vidrio reposando durante una semana.  Cuela, envásalo en un tarro limpio y agrega la glicerina agitando un poco para que los ingredientes se unan.  Humedece tu piel con agua tibia y masajea con la loción durante un minuto. Enjuaga con agua tibia.

Limpiadora aromática
60 ml de agua de rosas
60 ml de glicerina vegetal
60 ml de gel de sábila
10 gotas de aceite esencial de lavanda

Mezcla los ingredientes en un frasco limpio y agítalos bien.  Humedece tu rostro con agua tibia y aplica la mezcla dando un suave masaje.  Enjuaga con agua tibia.

Leche limpiadora
250 ml de leche entera
1 cucharadita de caléndula
1 cucharadita de manzanilla
1 cucharadita de pétalos de rosa secos

En un frasco de vidrio coloca todos los ingredientes y revuélvelos. Deja la mezcla en el refrigerador durante toda la noche. Cuela y vuelve a guardar en el frasco, refrigera por una semana. En el momento del usarlo humedece tu rostro con agua tibia, con un algodón empapado en la mezcla fricciona tu rostro hasta que la piel quede limpia. Enjuaga con agua tibia y aplica un tónico y humectante.

Tónico con hierbas
250 ml de hamamelis
1 cucharadita de manzanilla
1 cucharadita de caléndula
1 cucharadita de suelda consuelda
1 cucharadita de saúco seco
1 cucharadita de pétalos de rosa secos

Mezcla el hamamelis con el resto de hierbas y colócalos en un frasco de vidrio.  Tápalo bien y déjalo reposar en un lugar cálido y oscuro durante dos semanas, recuerda agitar cada día para que los ingredientes se acoplen bien. Cuela y déjalo en un recipiente limpio.  En el momento de usarlo recuerda que tu rostro debe estar limpio, moja un algodón con la mezcla y aplícalo dando un suave masaje. Este tónico es especial para después de hacer ejercicio.

Tónico sencillo
1 cucharadita de hamamelis
10 gotas de aceite esencial de lavanda
Agua destilada

En un frasco agita bien los ingredientes. Aplica con un algodón suavemente dando un ligero masaje.

Humectante sencillo
10 gotas de aceite esencial de lavanda
30 ml de aceite de jojoba

Trata de conseguir un frasco con gotero y coloca allí los aceites, agítalos bien. Este humectante debes aplicarlo después de limpiar tu cara y de aplicar el tónico.

Crema humectante
2 cucharadas de aceite de semillas de uva
2 cucharadas de aceite de jojoba
1 cucharada de cera de abejas rallada
1 cápsula de vitamina E
60 ml de jugo de sábila
5 gotas de aceite esencial de lavanda
5 gotas de aceite esencial de toronja

Coloca a fuego lento el aceite de semillas de uva, el de jojoba y la cera de abejas hasta que esta se derrita.  Retira del fuego y añade el contenido de la cápsula. Calienta a fuego moderado el jugo de sábila y retira del calor, agrégala a la mezcla de los aceites revolviendo con fuerza hasta formar una pasta espesa. Agrega el aceite de toronja al final.  Guárdalo en un frasco limpio cuando esté totalmente frío y reserva tapado en un lugar fresco. Aplica con moderación cada 2 semanas.

Sauna facial
2.5 litros de agua
2 cucharadas de caléndula
2 cucharadas de manzanilla
2 cucharadas de pétalos de rosa secos
2 cucharadas de lavanda seca

Pon a hervir el agua y las hiervas en una olla grande, tápala.  Cuando esté lista retira del fuego y deja reposas durante 5 minutos. Coloca la olla en un lugar firme y cubre tu cabeza con una toalla, colocando tu cara en el vapor con cuidado de quemarte. Al terminar lava tu cara con agua tibia. Aplica tónico o una mascarilla para terminar.

Exfoliante facial
1 cucharadita de almendras molidas
2 cucharadas de avena molida
1 cucharada de yogurt (bajo en grasa)
1 cucharadita de miel
1 gota de aceite esencial de lavanda

Mezcla todos los ingredientes. Humedece tu rostro con agua tibia y realiza un masaje con la mezcla. Enjuaga con agua tibia y aplica tónico y humectante par terminar.

Mascarilla
1 cucharada de miel virgen
3 gotas de aceite de lavanda

Mezcla los ingredientes. Humedece tu rostro y cuello con agua tibia, aplica uniformemente la mezcla. Déjala durante 15 minutos y retira con agua tibia.

Bajo: , , , , , , , , Belleza, Remedios Caseros   

Post Relacionados

Comentarios

Comentala