Calvicie o alopecia

Dieta caida cabello

Los hombres de todas las edades viven una pesadilla al ver que su almohada se encuentra llena de pelos y aumenta cuando los mechones de pelo comienzan a encontrase por el resto de la casa apareciendo el los cepillos, ducha y peines.

Las famosas entradas en la frente aumentan con el pasar de los días y al mirarte al espejo la preocupación se vuelve desesperante.  En la actualidad el problema de alopecia no es solo cuestión de gente adulta sino que cada vez más los jóvenes se ven afectados por este problema.

Lo normal es que se caigan diariamente entre 30 a 40 pelos diarios, ya que el cabello es un órgano de por vida que nace y muere por lo tanto es normal que durante el lavado se caigan algunos. Pero el problema comienza cuando la cantidad de cabello caído es más alto y es cuando debes consultar a tu médico, recuerda que cuando acudas a él debes llevar el cabello  sin lavar.

El siguiente paso es determinar de donde se cae el pelo, ya que si es de todos lados se trata de una alopecia difusa, frecuente después de un shock nervioso, enfermedades con fiebre elevada y operaciones.

Otra calve para conocer que tipo de alopecia tienes es realizar un análisis de sangre para saber si hay anemia, tiroides, falta de proteínas y otras infecciones. El factor genético también es muy importante, aunque no siempre es el motivo principal.

Continua…

Contra la caspa

Dieta contra la caspa

La caspa se caracteriza por la presencia de partículas blancas o amarillentas en el cuero cabelludo y/o el cabello. Los médicos llaman escamas a estas partículas de caspa. Está compuesta por células muertas que se desprenden de la piel del cuero cabelludo debido al metabolismo acelerado y al desequilibrio en la eliminación de las células.

Puede causar picazón en la cabeza y al rascarte se difunde la infección.  La caspa seca generalmente aparece en la prepubertad y se caracteriza por ser escamas finas y puede crear una capa de polvo blanco en el cuero cabelludo. La caspa grasosa puede aparecer en la adolescencia  ya que se produce mucha grasa, las escamas son grasas y se localizan en el cuero cabelludo.

Estos remedios caseros y naturales podrán ayudar a combatir los hongos, mejorando la salud de tu cuero cabelludo:

Champú herbal
1 cucharada de vinagre de manzana
15 gotas de aceite esencial de eucalipto
15 gotas de aceite esencial de lavanda
10 gotas de aceite esencial de árbol de té
60 ml de champú neutro o de bebé
60 ml de agua

Mezcla el vinagre de manzana con los aceites esenciales, revuelve bien hasta que los ingredientes se acoplen. Agrega el champú y el agua y revuelve bien.  Úsalo como de costumbre, puede durar una semana y hasta un mes en refrigeración.

Continua…

Cuida tu cabello normal

Cuida cabello normal

Con estos consejos puedes preparar en tu propia casa productos para el cuidado de tu cabello normal. Evita los secadores calientes y las pinzas, si tienes que usarlos recuerda hacerlo en ciclos no tan calientes.

Champú natural
60 ml de champú natural sin perfume (neutro)
60 ml de agua
20 gotas de aceite esencial de lavanda
10 gotas de aceite esencial de romero
En un frasco limpio mezcla los ingredientes agita bien antes de usarlo.  Lava tu pelo normalmente y enguaja con abundante agua.

Champú para cabello negro
125 ml de agua
1 cucharadita hojas de lavanda
1 cucharadita de romero seco
Media cucharadita de clavos de olor
2 cucharadas de champú natural sin perfume (neutro)
Pon a hervir las hierbas en una olla, añadiendo los clavos de olor, retira del calor y deja reposar por 30 minutos.  Cuela y guarda en una botella o frasco limpio. Puede durar una semana y en refrigeración hasta por un mes.

Champú para cabello rubio
125 ml de agua
1 cucharadita hojas de caléndula
1 cucharadita de manzanilla
Media cucharadita de cáscara de limón
2 cucharadas de champú natural sin perfume (neutro)

Pon a hervir las hierbas en una olla, añadiendo la cáscara de limón, retira del calor y deja reposar por 30 minutos.  Cuela y guarda en una botella o frasco limpio. Puede durar una semana y en refrigeración hasta por un mes.

Champú para cabello rojo
125 ml de agua
1 cucharadita hibisco
1 cucharadita de caléndula seca
Media cucharadita de canela molida
2 cucharadas de champú natural sin perfume (neutro)

Pon a hervir las hierbas en una olla, añadiendo la canela molida, retira del calor y deja reposar por 30 minutos.  Cuela y guarda en una botella o frasco limpio. Puede durar una semana y en refrigeración hasta por un mes.

Enjuague
1 cucharada de lavanda
1 cucharada de manzanilla
1 cucharada de romero
250 ml de vinagre de manzana

Coloca la lavanda, la manzanilla y el romero en un recipiente con el vinagre de manzana, déjalo conservar por dos semanas tapado.  Cuela y envásalo en un frasco limpio.  En el momento de usas añade una cucharada de la preparación y agrega 250 ml de agua y colócalo en el cabello después de lavarlo como enjuague final. Sirve para eliminar los residuos de champú del cabello.

Acondicionador
25 gotas de aceite esencial de lavanda
25 gotas de aceite esencial de sándalo
5 gotas de aceite esencial de salvia

Mezcla los ingredientes en un frasco y agita bien. Aplica en el cabello como acondicionador y peina normalmente. Este acondicionador ayuda a que tu cabello quede suave y dócil.

Cómo cuidar tu cabello

Cuidar cabello

El cabello es el marco del rostro, por esta razón queremos siempre tener un cabello saludable y lleno de vida.  Pero algunas veces se ve afectado por factores como el estrés, el sol, el viento, el uso de tintes, fijadores, productos irritantes y por no tener una higiene adecuada. La mala alimentación y tener una vida sedentaria puede que lo refleje el pelo ya que le resta vitalidad, brillo y fuerza, por esta razón tienes el cabello quebradizo, opaco y algunas veces se cae.

Igual que la piel, el cabello también tiene diferentes tipos y cada persona tiene estas características, ya sea por la edad o por la utilización de productos y también porque se nace con este tipo de cabello.

Cabello seco: Suelen ser opacos y se rompen con facilidad debido a la falta de elasticidad.  Se deben hidratar constantemente para brindarle la hidratación que necesita y así restaurar su humedad y su equilibrio.

Cabello normal: Son cabellos brillantes, sin ningún tipo de daño y con mucho movimiento.

Cabello Graso: Son los más brillantes pero esto se debe al exceso de grasa, lo puedes notar porque tu cabello se ensucia más rápido y debes lavarlo con más frecuencia.

Ya sabiendo que tipo de cabello tienes, debes cuidarlo con productos especializados para cada tipo, para mantener la salud, el equilibrio y que conserve su aspecto brillante y lindo. Dentro de los cuidados básicos se encuentran:

Continua…